Volver arriba
clínica UPB
Banner Acerca de Nosotros

Reseña Histórica

La Clínica Universitaria Bolivariana es una institución que presta servicios en todos los niveles de atención, hace parte del proyecto social y académico de la Universidad Pontificia Bolivariana y contribuye en los procesos de docencia, práctica e investigación para formar a estudiantes de la Universidad Pontificia Bolivariana.

Los orígenes de la Clínica se remontan a 1979, año en el cual, tras conversaciones entre la Facultad de Medicina con los directivos de la Clínica Cardiovascular, se logró instalar en el sótano de ésta última la Consulta Popular Bolivariana (centro de práctica universitaria y apoyo docente asistencial) donde se prestaban servicios de Medicina General, Ginecología, Dermatología, Otorrinolaringología, Psiquiatría y Laboratorio Clínico. Este se convirtió en el primer paso para constituir lo que hoy es la Clínica Universitaria Bolivariana.

En 1987, la Clínica cobró vida en el lugar que hoy se localiza bajo el nombre de Centro Médico Bolivariano, convirtiéndose aquella construcción en la primera etapa de lo que hoy es nuestra institución.  La Fundación Arturo Calle hace una importante donación de recursos para instalar allí el Servicio de Consulta Externa y otras especialidades.

 

%=ics.GetVar("_titulo")%

 

Nace la Clínica Universitaria Bolivariana

Para el año de 1995, los indicadores mostraban que solo el 10% de los estudiantes de la Facultad de Medicina realizaban sus prácticas en el Centro Médico Bolivariano, el restante 90% las hacía en otras instituciones de salud. Un indicador que resultaba alta, pues el propósito institucional era tener la mayor cantidad posible de estudiantes en las instalaciones bolivarianas.

 

%=ics.GetVar("_titulo")%

 

El Centro Médico se fue posicionando gracias a la calidad humana de los estudiantes que prestaban servicio de atención a los usuarios, así que a principio de la década de los noventa, Monseñor Darío Múnera le propone al Doctor Camilo Osorio hacerse cargo de un proyecto que incluiría cuatro quirófanos para el Centro Médico Bolivariano.

El Doctor Osorio analiza el proyecto y decide, junto a Monseñor, crear una Clínica, pensando en el futuro de la Facultad y la Universidad. A principios de 1995 la entidad comienza a operar como Institución Prestadora de Servicios, denominándose desde noviembre de este año como Clínica Universitaria Bolivariana.

 

%=ics.GetVar("_titulo")%

 

En el año 1997 comienza la primera fase de la construcción (Torre A), que fue terminada en su totalidad con una capacidad para 54 camas.

En enero de 1999, comienza la construcción de la segunda fase (Torre B), donde se atendería hospitalización y urgencias. Esta nueva etapa abrió sus puertas en diciembre de ese mismo año.

La Clínica continuó creciendo, y en el año 2002, la Conferencia Episcopal Italiana hizo un valioso aporte para la creación de la Unidad Materno Infantil ‘Nuestra Señora de la Candelaria’, la cual se reinaugura con nuevos servicios en 2013.

 

La consolidación de una gran institución

En el año 2010 la Clínica obtiene el reconocimiento en Maternidad Segura, legitimando de esta manera su labor en la disminución de la mortalidad de las madres gestantes, cumpliendo así uno de los Objetivos de Desarrollo del Milenio: mejorar la salud materna y garantizar una atención integral y de calidad que facilite que el proceso de embarazo, parto y puerperio se desarrolle normalmente.

Dos años más tarde, en el 2012, la organización recibe el Premio a La Calidad Medellín Ciudad Saludable (Categoría Plata), un reconocimiento con el que la Alcaldía de Medellín, a través de la Secretaría de Salud, busca motivar a las Instituciones Prestadoras de Salud a perseguir los más altos estándares de calidad, seguridad y humanización para la atención de los pacientes.

Un año después, en el 2013, la Clínica es ratificada con la categoría plata del Premio a la Calidad Medellín Ciudad Saludable, e ingresa al puesto 42 del Ránking América Economía, que reúne a los mejores hospitales de América Latina. Adicionalmente, obtiene la Certificación INVIMA en Buenas Prácticas de Manufactura (BPM) para la fabricación en línea de Aire Medicinal (O2-N2) y suministro seguro a nuestros pacientes.

En el año 2014, la institución gana la categoría oro (nivel hospitalario) del Premio a la Calidad Medellín Ciudad Saludable, siendo la primera institución en lograrlo. Este reconocimiento es ratificado en los años 2015 y 2016, últimas ediciones de este galardón.

Posteriormente, en el año 2016, la Clínica obtiene del INVIMA la Certificación en Buenas Prácticas Clínicas (BPC) que permite la realización de Ensayos Clínicos (investigaciones de nuevos medicamentos para tener mayores posibilidades para el tratamiento de diferentes enfermedades).

 

%=ics.GetVar("_titulo")%

 

Un año más tarde, la Clínica obtiene el certificado de Acreditación en Salud – Icontec. Este logro es el resultado de diferentes procesos de autoevaluación y mejoramiento continuo que han posicionado a la Institución como líder en la prestación de servicios de salud de mediana y alta complejidad en la mayoría de especialidades médicas y quirúrgicas.

 

%=ics.GetVar("_titulo")%

 

En el 2018, la Clínica Universitaria Bolivariana obtiene el Galardón Nacional Hospital Seguro, otorgado por la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas, y la certificación como Hospital Universitario por parte del Ministerio de Salud y Protección Social. Este último reconocimiento implica que además de ofrecer servicios asistenciales,  la institución realiza procesos de formación, investigación y transferencia de conocimiento con alto grado de calidad. Asimismo, la Clínica se consolida como una de las mejores Instituciones Prestadoras de Salud de América Latina, al ubicarse en el puesto 34 del Ránking América Economía.

 

%=ics.GetVar("_titulo")%